Grandes machadas del cine de acción: Reservoir Dogs.

Gran machada: “Seguiré cuando me salga de los huevos. ¿Habéis captado ya el puto mensaje?. Me hacéis gritar tanto que ya no puedo casi ni hablar. (Esnifa aire con la nariz). ¡Venga!, a trabajar”.

Tienen la pizarra. Los alumnos aventajados están sentados en sus sillas. El más mayor es el maestro. Les faltan los pupitres. Están como en una especie de nave, que se asemeja más a un aula de interpretación, que a una clase de colegio, por los decorados de fondo.

El listado de alumnos es Harvey Keitel, Tim Roth, Michael Madsen, Steve Buscemi y el propio Quentin Tarantino, entre otros.

Esta introducción tendría sentido, si no fuera porque el dibujo de la pizarra es el plano de un banco, los alumnos son atracadores y el maestro es el jefe.

Como van a utilizar alias para el atraco sus nombres son colores: Señor Marrón, Señor Blanco, Señor Rubio, Señor Azul, Señor Naranja y Señor Rosa.

Joe Cabot (Lawrence Tierney) es quien manda. Lo que dice va a misa. Dentro de su autoridad es democrático. Razonando los motivos por los que no pueden elegir otros alias, ni pueden intercambiar nombres y ni utilizar colores que ya están siendo empleados en otros golpes.

Si alguien no está de acuerdo con el sistema de trabajo Joe tiene dos vías de hacer las cosas: “la mía o la puta calle”.

La asignación de nombres o colores, con el Mr. en versión anglosajona o Señor en castellano por delante, crea discordia entre los miembros de la banda, y los perjuicios comunes de la sociedad tolerante y plural: “por maricón” al Señor Rosa, el Blanco y Negro suenan bien, librarse del amarillo gafe, y Señor Marrón recuerda a la mierda.

Señor Rosa/Steve Buscemi tiene la culpa de encabronar la reunión.

Alteran la tensión del jefe. No está para muchos trotes. Le casca la voz imponerse a tanto niñato que quiere hacerse el chulo y para chulo chulo su pirulo. El pirulo de Joe, aunque necesite Viagra.

Ni cuando le conceden que siga con la cháchara, deja que le hagan la cama y le mezan porque vayan de coleguitas, explicando las indicaciones del robo.

Él habla, el resto calla. Chitón. Es lo que hay.

Acerca de JrdGarz

De todo un poco.
Esta entrada fue publicada en Grandes machadas y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s