Grandes machadas del cine de acción. DOA: Dead Or Alive.

Gran machada: “Abróchemelo”.

El sujetador negro. Eso le pide la ladrona Christie Allen al policía, que la va arrestar en la habitación del hotel, y que no tiene otra cosa que acercarle la prenda con la pistola para quitársela de una patada y liarse a tortas con los agentes insustanciales que le acompañan en la detención.

Con ocho minutos tienes suficiente.

El momento importa, porque la acción sea de presentación o de conflicto entre personajes puede dar lugar a la gran machada. Repitamos la secuencia. A modo de introducción, homenajean a ‘Instinto Básico’, cuando la chica está cruzada de piernas en una silla y se pone la ropa interior. El panoli de la ley no discurre muy bien. Si estás ahí, para arrestarla, será porque es peligrosa. No le pongas facilidades. Tírale el sujetador con la mano. No le pongas en la cara un arma. Al viento fresco, como si a un terrorista le das C-4 de regalo de cumpleaños o le abres la caja fuerte del banco a un ladrón. Te habrás leído el informe, el expediente y unos cuantos papelajos más para ponerte al día. Debe ser de las primeras clases en la academia de la policía. Básico. Suena el pistoletazo de salida. Puntapié para arriba. Todo vuela. Da media vuelta hacia el poli que se abalanza, le propina un latigazo en la face. Completa los 180º anteriores, destapándose, usando la toalla que la cubría contra el otro agente. Sonido látigo toallero. Otro que se desploma en el suelo. Aparece una metralleta por su espalda. Vuelve a girar. Sacude la toalla del hotel, que más tarde robara seguro. Agarra el arma del último y zarandea al pasma para tirarlo al suelo. Tragándose el golpe con la butaca.

Pisotón. Cae como una pluma el sujetador. Pistola también. Ni rozar la lámpara del techo. Se viste la parte de arriba. Desabrochado. Espera un segundo y atrapa la pistola del aire con la mano. El jefecillo quiere pillarla por la espalda; pero ella está más rápida y le apunta en la entrepierna sin mirar ni nada. Desde lejos, le pasa el cierre de las tiras. Cumple la exigencia de la mujer y ésta le obsequia con la culata en la jeta.

Lista para salir de campo y playa. A mirones indiscretos. Sé un caballero o sé un eunuco. Tienes dos opciones a elegir menú.

Dos minutos escasos, los pocos que merecen la pena para ver la película; mientras Christie se desplaza con problemas con una talla de más. Cubriendo sus encantos.

Acerca de JrdGarz

De todo un poco.
Esta entrada fue publicada en Grandes machadas y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s