Grandes machadas del cine de acción: Basic.

Gran machada: “Tan guapa… tan muerta”.

John Travolta y Samuel L. Jackson hacen de macheadores natos con las dos mujeres que salen en pantalla, sin contar a la enfermera con sobrepeso.

Mascan la tensión sexual en cada roce y en cada carantoña. Miradas penetrantes. Morritos cercanos. Aquí te pillo, aquí te ensarto. Te mato.

El agente Hardy (John Travolta) de la DEA flirtea penosamente, flema belicosa, a la capitana de la Policía Militar Osborne. Esmerándose en las ásperas y entrecortadas lindezas como pedirle el número de teléfono, comentar a sus amigotes que es “sexy” y el gruñido de un casquete. Ella lo revuelca por los suelos de un golpe y le saca la pistola. Cortarollos a la vista. “¿Es eso un no?”. Él, que no pilla las indirectas, intenta reconquistarla, amarrándola por las cuerdas vocales del cuello y por una pierna en el aire, para encuadrarla en su paquete vaquero.

Han mareado tanto la perdiz, que ha echado las papas, contando de desde distintos puntos de vista la muerte del sargento en la jungla y la jauría de soldados descabezados.

El sargento Nathan West (Samuel L. Jackson) aparece en la cabaña de la muerte conspiratoria.  Y tan a gustito.  Es entrar dentro y repartir insultos a los que estaban y a los que no, por si se escapaba alguno. Por no dejar títere con cabeza. Si haces de militar tocapelotas, lo eres hasta el final. Es lo que tiene.

La gresca se complica. Una patada, un empujón, cañones de armas asomando a las narices, órdenes, amenazas y berríos al mínimo cante. De tal manera, que pone las cartas sobre la mesa para que los aprendices se cosquen “Soy vuestro objetivo, ¿no?. Disparad, y disparo. Quedáis cuatro. Bueno, tres. No te fías de ése. Quizás me cargue alguno más, antes de que me matéis. Así que lo tenéis todo a vuestro favor para que al menos dos salgáis vivos de aquí. Y a la inversa, no habrá ninguna posibilidad, de que yo salga con vida del búnker”.

¡Hop, hop!. Desaparece y aparece en el tejado de la choza. Del suelo al cielo. What the fuck, Samuel L. Jackson?.  La soldado sale de valiente pardilla al exterior y la pesca por la retaguardia. Abre la gran machada. Dispara cuatro veces. Cierra la gran machada. Tres tiros.

Acerca de JrdGarz

De todo un poco.
Esta entrada fue publicada en Grandes machadas y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s